Cuenta tus horas: Beto Borge

El cambio es inminente
Imprimir

México, en fuerte desaceleración; crecerá sólo 2.3% este año: BM

Publicado en Economía

La economía mexicana se encuentra en una fuerte desaceleración. Así califica el momento el Banco Mundial (BM), en un reporte publicado este martes. El organismo pronosticó que el producto interno bruto (PIB), la medida más amplia del desempeño de la actividad, crecerá 2.3 por ciento este año, menos de la previsión de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), ya revisada a la baja el mes pasado, de 2.7 por ciento.

El pronóstico, publicado ayer por el BM, es menor en 1.1 puntos porcentuales al de 3.4 por ciento que mantenía hasta antes de la divulgación del reporte.

Los países en desarrollo de América del Norte y América Central experimentaron una fuerte desaceleración encabezada por México, en medio de una menor demanda global y una recesión en el sector de la construcción, sostuvo en el informe Perspectiva de la economía mundial, publicado ayer.

La menor actividad industrial en Estados Unidos, destino de ocho de cada 10 dólares de las exportaciones mexicanas (el sector externo aporta un tercio del PIB del país), y el aumento de los impuestos, que redujo el gasto privado, fueron citados por el organismo como razones de la baja actividad económica en el país.

Al inicio de este año la SHCP anticipaba un crecimiento del PIB de 3.9 por ciento para 2014. En mayo pasado, después de conocido el desempeño durante el primer trimestre, ajustó el pronóstico a 2.7. El Banco de México lo calcula en un rango de 2.3 a 3.3 por ciento.

El crecimiento de América Latina y el Caribe se desaceleró a 1.4 por ciento en el cuarto trimestre de 2013 y disminuyó todavía más, a 0.9, en el primero de 2014 (en ambos casos, respecto del trimestre previo), como reflejo de la débil actividad en Brasil, Perú y México, en medio de un alza de impuestos en México y un entorno más complejo para las exportaciones, expuso el Banco Mundial.

Uno de los rubros en que se muestra la desaceleración en el ritmo de la actividad económica en México es el gasto privado, relacionado con el consumo e inversión de empresas y familias, a diferencia de las mayores tasas de crecimiento que el organismo prevé para el gasto público.

En 2014 el gasto privado crecerá a una tasa anual de 1.9 por ciento, la menor desde el inicio de la década y prácticamente igual al promedio registrado entre 2000 y 2009 –periodo en que ocurrió la recesión global–, que fue de 1.8 por ciento anual, de acuerdo con el informe.

Mientras tanto, el gasto del gobierno crecerá este año 2 por ciento, según los parámetros de medición del organismo, prácticamente el doble del promedio en la década 2000-2009, cuando fue de 1.1 anual.

El informe hace previsiones para este y los siguientes dos años. En 2015, apunta, la economía mexicana crecerá 3.5 por ciento y lo hará a un ritmo de 4 en 2016.

De ser el caso, entre 2013 (cuando el PIB repuntó 1.1 por ciento) y 2016, periodo que comprende dos terceras partes del gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, la economía mexicana se desarrollará 2.7 en promedio al año.

El lunes pasado, Luis Videgaray Caso, secretario de Hacienda, dijo en una reunión con empresarios, realizada en Madrid, España, que la economía mexicana crecerá 5 por ciento anual con las reformas impulsadas por el gobierno federal.

Latinoamérica: nueva normalidad

América Latina y el Caribe crecerá 1.9 por ciento este año, tasa menor a la de 2.5 registrada el año previo y menor al promedio de 2.9 para la década de 2000 a 2009, según el informe.

Más que un comportamiento cíclico, la principal preocupación para la región es que la disminución del crecimiento de largo plazo, de alrededor de 3 por ciento anual, se vuelva una nueva normalidad, considera el Banco Mundial. El fin del periodo de altos precios de las materias primas, impulsados por la demanda china y de economías con bajas tasas de desempleo, así como un crecimiento del crédito doméstico a tasas menores que en los años recientes, la región debe mejorar su productividad para lograr mayores crecimientos del PIB en el largo plazo, subraya.

La región ha logrado sustanciales avances en estabilidad macroeconómica y, por tanto, en ganar la confianza de los inversionistas; en invertir más en infraestructura y en mejorar la seguridad. Pero queda mucho por hacer para mejorar la capacitación de la fuerza laboral, particularmente en el sector informal; fomentar la investigación e innovación e impulsar un entorno más competitivo, particularmente en el sector servicios, apunta.

Magro crecimiento

Los países en desarrollo deben prepararse para un año de magro crecimiento, debido a que la debilidad experimentada en el primer trimestre de 2014 retrasará el esperado repunte de la actividad económica, menciona el informe.

Las malas condiciones climáticas en Estados Unidos, la crisis en Ucrania, el restablecimiento del equilibrio en China, los disturbios políticos en varias economías de ingresos medianos, el lento avance en las reformas estructurales y las limitaciones en materia de capacidad son factores que contribuyen a que 2014 sea el tercer año consecutivo con un crecimiento inferior a 5 por ciento para el conjunto de naciones en desarrollo, estableció.

El BM revisó sus proyecciones a la baja para los países en desarrollo, de 5.3 en enero pasado a 4.8 por ciento.

Bonus William Hill
Bonus Ladbrokes
Premium Templates