lun. Sep 26th, 2022

Viborianus

Victoriano Robles Cruz

Retorna confianza y esperanza a Tulum.

Cierto, este primer informe de Tulum puede ser considerado único en nuestra geografía. Más que un acto protocolario, bien parecía una verbena popular, sin los muros para contener a la población, sin los excesos policiales, sin los engorrosos carnets de acceso, sin los tradicionales acarreos. En el interior, las expresiones populares interrumpían, pero era la expresión natural de los ciudadanos tulumenses. ¡Enhorabuena por esta distintiva popular!

En Tulum ahora pasan cosas buenas. En plática con algunos ciudadanos, ellos nos confesaron la vergüenza que pasaban por el desorden y la imperante corrupción de la administración anterior. En sus propias palabras de Marciano: “estaba podrido de corrupción, sacarlo no ha sido fácil”.

Y, el presidente Marciano Dzul no perdonó, también le entró contra ese pesado lastre que arremete contra los ciudadanos. Esa patología que no ofrece bienestar a los tulumenses, pero socorrida entre la mafia del poder. Sin mencionar nombre hizo clara referencia del desastre que recibió la administración hace un año.

Un receptor de las cotidianas notas matutinas no dijo hace varias semanas, al recibir las notas de las tareas de Marciano Dzul, “ese chaparrito está haciendo muchas y buenas cosas”, en clara referencia al activismo político, a las respuestas que ofrece a ciudadanos Don Marciano.

Y los tulumenses lo quieren, al menos así se percibió, floreció al ingresar al recinto habilitado para el Primer Informe, pues fue quien recibió todos los aplausos, muy sonoro y respetable. El aplausómetro lo identificó como el triunfador. ¡El manifiesto cariño popular!

Para componer, para transformar, dijo el presidente Marciano: “al mal tiempo buena cara y calladitos nos pusimos a trabajar”. Y los datos surgieron, expresó que: “durante este primer año hemos reducido en 54 por ciento el indicador de homicidios con todos los cuerpos policiales Guardia Nacional, policías municipales, ejército y marina” entre otros.

Ampliaron el número de patrullas, pues “sólo recibió dos y en mal estado. En este periodo que informa adquirieron 20 patrullas nuevecitas”, dijo. “Contratamos a 148 nuevos policías para atender no sólo la ciudad de Tulum sino las comunidades con problemas de seguridad”.

Pero lo interesante de estas nuevas inversiones en seguridad, fue que no se endeudó a los ciudadanos, todo se realizó con recursos propios. Nada de deuda para el ayuntamiento y ciudadanos. Anteriormente se decía que no se podía, ahora es una realidad. ¡Sí se pudo!

Ahora, los ciudadanos recuperan la paz y tranquilidad necesaria para una mejor convivencia social y armónica. Retorna la confianza y la esperanza para los tulumenses. ¡Queremos compartir que sí se nota esta transformación en Tulum!

Otro dato alentador del presidente municipal Marciano Dzul Caamal fue el exitoso crecimiento en la recaudación por el ayuntamiento, ésta creció en un 90 por ciento, afirmó anoche de manera orgullosa, pero sin alharacas ni presunciones. A la vez vertió: Merecen un excelente reconocimiento nuestros fieles contribuyentes. ¡Felicidades!

En las postrimerías de su informe observamos como con respeto y humildad reconoce que han hecho mucho, pero que los retos son enormes y se comprometió a dar más, comprometiéndose ante el auditorio a crecer y transformar a Tulum, para que este municipio sea la insignia de la transformación del país.

Ofrecemos un gobierno participativo y tolerante. Pero que no solapará la impunidad, nada por encima de las leyes y de la legalidad.

Creceremos y transformaremos al ritmo que nos impone el presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, al igual al que impondrá nuestra gobernadora Mara Lezama.

Para concluir expresó: Honraremos los preceptos administrativos y conductuales del presidente AMLO “No mentir, no robar y no traicionar”

¡Recordemos que Tulum es una tierra de bondad!

PD.- Un informe diferente, muy diferente. La camaradería se sentía, todos se saludaban. Entraban y salían. Mucho respeto de todos y para todos. Pienso que todos se sentían parte del éxito de la administración municipal.

PD.- Mención aparte merecen los ciudadanos de Tulum… se les siente el orgullo a flor de piel por haber escogido bien. Para ellos va también nuestro reconocimiento. Pueden presumir a sus autoridades municipales, con un presidente así.

www.facebook.com/viborianuscolumna

www.facebook.com/choco.chorus

viborianus@gmail.com 

@viborianus   

www.viborianus.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.